Guelaguetza 2020: 27 de julio, 5pm (Galería)

Oaxaca de Juárez, Oax. 27 de julio del 2020. Para conmemorar la octava de la Guelaguetza de los Lunes del Cerro en su edición 88, se realizó un recorrido virtual por las 8 regiones de Oaxaca. En punto de las 10 de la mañana se comenzaron a recordar las presentaciones de las comunidades participantes en la Guelaguetza desde el año 2014 al 2019, programa organizado por el Comité de Autenticidad y transmitido por la CORTV.

Las presentaciones comenzaron con la Villa de San Blas Atempa con el homenaje al blaseño Atilano Morales, creador de diversos sones tehuanos como Son Bandanga y el internacionalmente conocido Son Calenda. Hizo presencia la delegación de Ejutla de Crespo con el jarabe ejuteco, alegría reflejada en la ejecución del palomo y la culebra. De la región del Papaloapan se presentó la delegación de San Felipe Usila con el jarabe usileño, baile que narra la vida diaria de la comunidad y que presenta uno de los huipiles más hermosos y elaborados de Oaxaca.

El fandango de Loma Bonita hizo su aparición en la Guelaguetza 2020, sones como el butaquito y la iguana se hicieron sonar al ritmo de los jaraneros. La región de la Sierra Norte fue representada por el pueblo mixe de Santa María Tlahuitoltepec con sus sones mixes, alegría desbordante a cada paso y cada tono musical que fue interpretado por la banda de música del CECAM. De la región de la Mixteca se hizo presente la danza de los diablos de San Sebastián Tecomaxtlahuaca que dio vida a su tradición con el sonido de las chilenas mixtecas. Los chatinos de la Costa llegaron desde San Juan Lachao a ofrecer el cambio de ropa, sones, chilenas y el baile del guajolote en las bodas tradicionales.

De la región de la Cañada se presentó San Jerónimo Tecóatl, comunidad mazateca que presentó los sones tecoaltcos y que hace su aparición después de algunos años de no participar en esta fiesta. De Tuxtepec llegó la siempre esperada Flor de Piña, baile de esta comunidad que es una representación de la cosecha de piñas. La máxima danza de Oaxaca, la danza de la pluma, fue presentada por San Bartolo Coyotepec, danza que se mantiene hasta nuestros días y narra parte de la conquista española a los mexicas y se uso como un medio de evangelización por los frailes dominicos.

De la Sierra Sur se presentó San Francisco Sola con sus chilenas que narraron la boda tradicional al ritmo del violín y la guitarra. Los juego, sones y chilenas de la Costa llegaron de la mano de Santiago Jamiltepec, tierra malacatera que llenó de zapateados la rotonda de las azucenas. Para cerrar esta gran fiesta virtual de Guelaguetza, se presentaron las Chinas Oaxaqueñas de Genoveva Medina que con el siempre alegre Jarabe del Valle movieron los sentimientos de lo espectadores que esperan vivir de forman presencial la Guelaguetza 2021.




"10mo Aniversario" - www.ViveOaxaca.org -
2020

Más de Oaxaca: