Día de los Santos Inocentes en Oaxaca - Historia y Celebración

Cada 28 de diciembre la religión católica conmemora la tragedia provocada por Herodes I el Grande: el asesinato de todos los niños menores de 2 años en Judea, Samaria, Idumea y Galilea con el fin terminar la vida del niño Jesús.

En la cultura popular, este día es dedicado a las bromas y la alegría de los pobladores de diversas zonas del mundo, en Oaxaca y México también se celebra, quizá, como herencia de la cultura española y tiene como característica oral una frase que sella el robo de algún objeto: “Inocente palomita que te dejaste engañar, sabiendo que en este día nada se debe prestar”.

EN LA HISTORIA CATÓLICA

Herodes I el Grande, era rey de Judea, Samaria, Idumea y Galilea. Se caracterizó por realizar importantes y monumentales obras a nivel de infraestructura, pero también por ser inclemente con sus enemigos, a quienes eliminaba sin dudarlo.

Es importante señalar que en el Nuevo Testamento (Evangelio de Mateo) se cita al profeta Miqueas, quien para el siglo VIII a.C. habría anunciado la llegada del "rey de los judíos" que nacería en Belén.

Herodes pidió a los Magos de Oriente que le indicaran el lugar donde nacería el Mesías, sin embargo, esto no sucedió. Y al saberse que había nacido el Cristo, éste se sintió traicionado y, buscando evitar que el futuro usurpador creciera, decidió matar a todos los bebés menores de 2 años. El niño Jesús logró salvarse, pues sus padres habían huido a tiempo.

LA FIESTA DE LOS LOCOS

En cuanto a la celebración con bromas y carcajadas, algunos investigadores decretan que la celebración del Día de los Santos Inocentes se fue asociando con la Fiesta de los locos, la cual se hacía entre Navidad y Año Nuevo durante la Edad Media.

La llamada fiesta de los locos, era celebrada por clérigos jóvenes durante algún día entre Navidad y Reyes durante la Edad Media. Eran fiestas muy carnavalescas, burlonas e irreverentes. Los muchachos jugaban, bebían, comían en los altares, cantaban canciones sarcásticas y obscenas, hacían castigos graciosos, se disfrazaban y parodiaban a los sacerdotes. También escogían al obispo o Papa de los locos, se colocaban las indumentarias al revés y hacían procesiones hacia atrás, entre otras cosas.

La fiesta era una forma de expresar la inconformidad y protestar por medio de la burla, la situación que vivían dentro de las iglesias. Esta fiesta estuvo presente en muchos países como Alemania, Francia, Inglaterra y España hasta el siglo XVI. Y aún hoy se hacen algunos desfiles y pasacalles.

LA TRADICIÓN EN OAXACA, MÉXICO

En el estado de Oaxaca la celebración de los Santos Inocentes recae en la religión católica, en este día se realizan festejos eucarísticos para conmemorar el hecho bíblico.

En algunas comunidades la celebración es aún más grande, como en la Villa de San Pablo Huixtepec en donde se realiza una gran mayordomía que se coloca como una de las principales fiestas a lo largo del año.

La festividad se lleva acabo en la Capilla del Calvario en la que se encuentra un mural de la matanza de los Santos Inocentes y un Cristo de nombre Chentito, al que se le dedican las eucaristías y actividades profanas como el convite y el castillo.

Todo comienza con un año de anticipación con la elección de mayordomos o junta de festejos (grupo de personas encargadas de la fiesta). Las actividades continúan hasta el 19 de diciembre con la novena que se conforma por 9 días de eucaristía que sirven de preparación para el pueblo antes del gran día.

El día 26 de diciembre se realiza el recorrido de las ceras, conocido en otras comunidades como calenda de flores, en esta alegre procesión se muestran al pueblo las ceras y velas que iluminaran la festividad, acompañan también varias señoritas y niñas con adornos florales y aguerridos hombres que se encargan de cuidar la marmota y bailarla al ritmo de la banda de música y chirimía.

Un día después se realizan las vísperas y maitines así como la quema de los pecados, en decir, la quema de los juegos pirotécnicos y el castillo, arte de pirotecnia que inunda de emoción a la comunidad.

El 28 de diciembre el pueblo llega a la casa en donde se festeja la mayordomía con su respectiva Guelaguetza (apoyo para el gasto), se ofrece el desayuno, que debe incluir chocolate, higaditos y pan de a codo (pan característico del pueblo), a medio día se realiza la celebración religiosa y por la tarde el festejo del pueblo con el baile del tepache y de más sones y jarabes. 






















"10mo Aniversario" - www.ViveOaxaca.org -

Te podría interesar: