Pan de Muerto de Oaxaca: Pan de Santa María Atzompa

A lo largo de las 8 regiones del estado se disfrutan diversos platillos propios de la fecha, sin embargo, es el pan de muerto el alimento básico de estos días, tanto para vivos como para difuntos. 

Podemos encontrar desde panes chicos de 100 gramos hasta de 5 kilos, redondos, con forma de monitos de animalitos, bordados o pintados, azucarados o simples, todos formando parte de la identidad de cada comunidad o región.

PAN DE YEMA DE SANTA MARÍA ATZOMPA

En Santa María Atzompa, lugar de la alfarería verde vidriada, se elabora el tradicional pan de nuez y de yema con mantequilla. Durante las festividades de muertos, el pan de mantequilla se ofrece en distintos tamaños, se adorna con una carita de adorno incrustada en el centro. 

Los ingredientes principales de este manjar de muertos son la levadura, anís, mantequilla, huevo, harina, azúcar y sal. Se crea una masa de la que se forman diversas las porciones perfectamente pesadas y se procede a darle forma, añadirle el ajonjolí, realizarle un corte en el medio y colocarle la tradicional carita.

Los tamaños de pan que se venden se especializan en los pequeños para colocar en el altar de muertos y que van dedicadas a las almas de los niños que murieron, panes medianos y panes grandes que llaman la atención de quien los mira, todos con su respectiva carita. 
Contenido por: Helí Morales



"10mo Aniversario" - www.ViveOaxaca.org -
2020

Más de Oaxaca: